La dura declaración de Ricardo Darín: "Es muy difícil luchar contra la pandemia de pelotudos"

La dura declaración de Ricardo Darín: "Es muy difícil luchar contra la pandemia de pelotudos"

Mientras cumple la cuarentena junto a su familia en su casa de Buenos Aires, Ricardo Darín habló con Diego Leuco sobre su día a díay manifestó su preocupación frente a la pandemia de coronavirus.

"Lo llevo como puedo, pero estoy bien. Con paciencia, que es lo que hay que tener. La incertidumbre es algo que nos preocupa a todos. No quiero ser pesimista, pero todos los días vivimos momentos de duelo. Por momentos, nos sentimos conformes porque, al parecer, esta medida está dando resultados, pero no podemos dejar de lado la incertidumbre".

Y agregó dolido: "Tengo una gran preocupación por el momento en el que este virus llegue al conurbano, a los lugares donde la gente no esté bien preparada, como algunos privilegiados como yo o algunos de nosotros. Nosotros somos privilegiados. El aislamiento es un privilegio: si podés quedarte en tu casa y aguantar este tsunami sos un privilegiado, pero hay mucha gente que no está en esa posición".

De un modo más reflexivo agregó: "Esta es una oportunidad para escucharnos y encontrarnos con nosotros mismos y tratar de ver si lo que estamos haciendo con nuestras vidas es lo que soñamos. Y, seguramente, la conclusión a la que arribaremos tendrá bastante que ver con lo que uno hace por los demás".

Sobre el millón de argentinos procesados por violar la cuarentena, Darín fue categórico: "Es difícil ponerse en la piel de los demás. Seguramente, una parte habrá tenido razones que no están contempladas dentro de las reglas que todos tenemos que cumplir, pero hay situaciones que son muy delicadas y a las que la Justicia evaluará cuando llegue el momento. Eso no quiere decir que no haya pelotudos. Es muy difícil luchar contra la pandemia de pelotudos. El gran problema son los que se creen los más cancheros de la Tierra; algo muy típico de nosotros. Es angustiante para la gran mayoría que está cumpliendo las reglas de aislamiento ver que hay otros que no quieren o no pueden hacerlo. Con los que no pueden, me gustaría, si no rompiera con eso el aislamiento, juntarme para escucharlos".

Con respecto a quienes trabajan día a día en la salud del país, destacó: "Quiero felicitar a los que están en la primera línea cuidándonos, jugándose su alma y su vida por todos nosotros. Hay gente que está poniendo la vida y, a veces, por sueldos magros".