Diputadas proponen la creación del observatorio contra las violencias de género en la provincia

Diputadas proponen la creación del observatorio contra las violencias de género en la provincia

La diputada Clara Pérez Otazú junto a su par Jessica Ayala promueven la iniciativa legislativa 746/2020 por la que impulsan la creación  del Observatorio Provincial contra las Violencias de Género, en el ámbito de la provincia del Chaco, para recopilar, analizar y comunicar información sobre violencias y femicidios. 
En este marco, el observatorio asume a las violencias y femicidios como procesos complejos y multicausales que requieren ser comprendidos y abordados de manera integral contemplando factores individuales, familiares, sociales, políticos y culturales.

El Observatorio Provincial contra las Violencias de Género tendrá por objeto desarrollar un sistema de información permanente que brinde datos fehacientes para el diseño, implementación y monitoreo de políticas públicas tendientes a la prevención y erradicación de las violencias. La autoridad de aplicación de la presente Ley será designada por el poder Ejecutivo Provincial.

Serán funciones del Observatorio: recolectar, registrar, analizar y difundir información comparable, periódica y sistemática sobre las violencias en la Provincia, incluyendo casos de femicidios, resoluciones judiciales y de tráfico de mujeres, disidencias, niñas, niños y adolescentes; implementar un sistema unificado de información y análisis de datos, sobre una plataforma tecnológica, que permita la carga y recopilación de datos; el procesamiento, análisis y gestión de la información que haga al cumplimiento de lo establecido en el artículo 2º de la presente Ley; desarrollar, promover y coordinar, con los representantes de las diferentes áreas de los Poderes Ejecutivo y Judicial, los criterios para la selección de datos.

También dispone como funciones la creación y mantención de  una página web actualizada y abierta a la ciudadanía donde se difundan los datos relevados, los estudios y actividades realizadas; así como la elaboración y remisión a  los Poderes Ejecutivo, Judicial, y Poder Legislativo Provincial un informe anual sobre las actividades desarrolladas, que debe contener información sobre los estudios e investigaciones realizados y propuestas de reformas institucionales o normativas.

Serán atribuciones del Observatorio, impulsar el desarrollo de estudios e investigaciones sobre la evolución, prevalencia, modalidades y consecuencias de las violencias contra las mujeres, disidencias, NNA a fin de identificar los factores sociales, culturales, económicos y políticos que estén asociados o puedan constituir causal de violencia; celebrar convenios de cooperación con organismos públicos y/o privados, provinciales, nacionales o internacionales y organizaciones de la sociedad civil, articular acciones con otros observatorios provinciales, nacionales e internacionales, a efectos de disponer de información sobre la temática de la presente Ley.

Además de brindar capacitación, asesoramiento y apoyo técnico a organismos públicos y privados para la puesta en marcha de los registros y los protocolos que se implementen, proponer a organismos gubernamentales y organizaciones de la sociedad civil la realización de actividades de difusión, sensibilización y capacitación relacionadas con la temática, en base a los datos registrados; y articular los mecanismos adecuados para facilitar las herramientas necesarias a fin de lograr que los niños, niñas y adolescentes cuyas madres hayan sido víctimas de femicidio, puedan acceder a la reparación económica conforme lo establece la Ley Nacional Brisa N° 27.452 y la ley 3117-N adhesión del Chaco a la misma.

La futura normativa establece como que serán fuentes primarias de información, el poder judicial en coordinación y colaboración con el Centro Judicial de Género y demás áreas pertinentes de dicho Poder, la Policía de la Provincia del Chaco y/o la División de Atención a la Mujer , el Ministerio de Salud, el Ministerio de Desarrollo Social, el Centro de Atención a Víctimas de violencias, el Ministerio de Seguridad y Justicia, y demás organismos específicos o relacionados en materia de géneros, que deberán colaborar y remitir información cuando el presente Observatorio lo requiera, conforme a los criterios técnicos y metodológicos que se establezcan.

La iniciativa dispone que el Observatorio estará integrado, por una persona que tendrá a su cargo, la coordinación, ejecución y funcionamiento del observatorio, debiendo acreditar la debida formación con perspectiva en géneros y derechos humanos; y un equipo interdisciplinario obligatorio conformado por: Abogados y abogadas, Psicólogos y psicólogas, Psicólogos/as sociales, Asistentes sociales y profesionales afines especializados en la temática que aseguren el funcionamiento del observatorio.
Para la puesta en funcionamiento de este observatorio, se autorizará al Poder Ejecutivo provincial a realizar las adecuaciones presupuestarias necesarias.


“La creación de este observatorio, es uno de los compromisos asumidos por la Argentina con la adhesión a la Convención de “Belem Do Para” tiene que ver con garantizar la investigación y recopilación de estadísticas y demás información pertinente sobre las causas, consecuencias y frecuencia de las violencias contra las mujeres, con el fin de evaluar la eficacia de las medidas para prevenir, sancionar y eliminar la violencia contra la mujer y de formular y aplicar los cambios que sean necesarios” detalla los fundamentos.

“En el informe Nacional de Argentina en respuesta a los indicadores del MESECVI – organismo responsable del monitoreo de la convención de Belem Do Para – se destaca en relación a los indicadores de Información y estadística que Instituto Nacional de Estadísticas y Censos lleva adelante el RUCVM (Registro Unificado de Casos de Violencia contra la Mujer). El RUCVM se propone unificar los datos sobre denuncias y pedidos de asistencia de hechos de violencia que se reciban en los organismos públicos de los tres poderes (ejecutivo, legislativo y judicial) y de las tres jurisdicciones (nacional, provincial y local). Se dispone de información producida entre el 2013 al 2015, sólo referidos a datos relativos a organismos nacionales” indican como argumento de la propuesta.

Por ello “resulta necesaria la creación a nivel provincial de un observatorio de violencias contra las mujeres y disidencias. El cual permita valorar el alcance y resultados de las políticas y programas que se han aplicado hasta el momento, con el objeto de proporcionar las herramientas necesarias, para contribuir a la erradicación, prevención y sanción de la Violencia de género” remarcan las autoras.

“El observatorio es un proyecto que tiene la finalidad de articular con las distintas instituciones del Estado y también con organizaciones de mujeres y disidencias de toda la Provincia que nos permitirá tener un relevamiento de la problemática de la violencia de género para adoptar medidas y políticas públicas, y se sustenta en la necesidad de acceder a datos cruzados, entre las denuncias efectuadas en servicios asistenciales, sociales, educativos y de salud, como en las comisarías, Juzgados de Paz, Juzgados de Familias, Fiscalías, línea 137, y que tipo de intervención tuvieron para generar estadísticas sobre femicidios /feminicidios, o relevar datos como edad de las víctimas, edad de los femicidas, tipo de vínculo, Modalidad y lugar del hecho, cantidad de denuncias previas al hecho , información acerca de niñas y niños que quedaron sin sus progenitores y quienes ejercen la responsabilidad parental”.

Resulta necesario que “dentro de las funciones del Observatorio Provincial contra las Mujeres y Disidencias, se incluya la firma de convenios con otros organismos públicos y/o privados, a fin de mejorar la calidad de la información y unificar los datos estadísticos sobre violencias /femicidios a nivel provincial”